INOCENCIO URBINA VILLANUEVA


PINTOR

NACIMIENTO: 28 de enero de 1926, Mieres del Camín
FALLECIMIENTO: 1 de octubre de 2012, Mieres del Camín


 

Inocencio Urbina nació un 28 de enero de 1926 en Mieres del Camín, exactamente en Arroxo al final del barrio de Oñón. Fue el primero de dos hermanos.

En plena Guerra Civil española, cuando contaba con tan solo trece años de edad, comenzaría a trabajar junto a su padre. Con él aprendería las técnicas propias de los pintores decoradores, realizando rotulaciones y demás dibujos ornamentales. Seguirá pintando a lo largo de su adolescencia hasta que, con veintidós años, se le presentó la primera oportunidad de exponer sus cuadros en la primea exposición Hijos de Mieres. Esta exposición fue creada por Luis Fernández Cabeza, quien encontró al joven Inocencio por la calle, portando sus lienzos bajo el brazo, desengañado tras haber sido rechazado por los organizadores de otra exposición, que iba a celebrarse en las dependencias del Frente de Juventudes.

Desde esta primera exposición colectiva, tendrán que pasar once años para que Inocencio Urbina pueda presentar su obra en solitario. Esta primera exposición en solitario se realizó en la galería de la Caja de Ahorros de Asturias en Oviedo,  en el año 1959. Tras esta exposición su progresión fue sensacional.

De entre todas sus obras, podemos hacer especial hincapié en algunas de corte religioso como el Bautismo de Cristo o el Martirio de San Melchor, realizadas para la iglesia parroquial de San Pedro Apostol de Mieres del Camín, así como otras de tipo paisajístico, algunas de las cuales se hallan en los fondos artísticos del  Ayuntamiento de Mieres del Camín, o repartidas por distintos museos o colecciones.

En lo referente a su vida personal, Inocencio Urbina se casa en 1953 y un año más tarde, en 1954, nace su única hija. Esta hija fallecerá en 1978, dejando un nieto al pintor. Para sobrellevar la triste pérdida de su hija, Inocencio, su esposa y su nieto se trasladan al pueblo de Gal.legos donde residirán por muchos años como una familia más.

Inocencio seguiría pintando hasta casi el final de su vida. Sus últimas obras se expusieron en la Sala de Arte Pablo’s, en Gijón, del 2004 al 2008. Tras esta última muestra de 40 pinturas, dejaría de pintar debido a que se encontraba afligido por el párkinson, su mano ya no le seguía como a él le hubiese gustado.

Inocencio Urbina fallece el 1 de octubre de 2012, a los 86 años de edad, en el hospital Álvarez Buylla de Mieres del Camín.

 

PINTURAS MÁS IMPORTANTES:
Bautismo de Cristo (1956)
Pinturas rupestres
(1965)
Martirio de San Melchor
(1988)